Que desea que aparezca aquí?  Ver Cómo


Año
Busca

La Reserva Natural Islas de Santa Fe

Autor: Pablo Saccone - Fecha: 29/09/2015
RSS

DIVERSIDAD BIOLÓGICA 

La vegetación nativa característica del valle de inundación del Paraná medio es una ramificación de la eco-región de la Selva Misionera o Paranaense, y sus selvas o bosques marginales se extienden hacia el sur formando angostas galerías a lo largo del río, penetrando hacia el oeste por todos sus afluentes, esteros y lagunas. Por tal razón, el área costera de Santa Fe pertenece a la Eco-región del Delta e Islas del Paraná.



Los ecosistemas acuáticos son los sitios donde se genera más vida y esto se debe a los cambios que suceden como consecuencia de las variantes en la pendiente del suelo. A medida que el terreno va descendiendo y nos acercamos al agua, encontramos mayor variedad de comunidades o asociaciones vegetales que ofrecen recursos abundantes para ser utilizados por los animales.


Duraznillo blanco

FLORA NATIVA - RESERVA NATURAL ISLAS DE SANTA FE


Cubriendo las costas de las lagunas y bañados encontramos diversas comunidades vegetales, entre las que se destacan los varillares de Duraznillo blanco, juncos, cataizales, pajonales y en aguas profundas aparece el camalotal. El Duraznillo blanco suele ser excluido por el Junco (Scirpus californicus), una delgada ciperácea que puede alcanzar hasta dos metros de altura. El gran desarrollo del Junco llega a producir la desecación de algunos cuerpos de agua: al morir sus tallos elevan el fondo de muchas lagunas interiores, avanzando un paso más en la sucesión natural.
En los albardones se encuentran los bosques fluviales o ribereños, que son angostos (varían desde una sola hilera de árboles hasta más de setenta metros de ancho) y cuya vegetación va cambiando de acuerdo a su grado de madurez.
El Sauce criollo (Salix humboldtiana) y el Aliso (Tessaria integrifolia) suelen formar colonias casi puras denominadas genéricamente sauzales en las márgenes de los ríos. Son las primeras especies que colonizan los albardones recientemente formados o sitios despojados de su vegetación natural a causa de una perturbación.


Ceibo Erytrina cristagalli

En los sitios más altos, se desarrollan otras especies como:
El Ceibo (Erytrhyna cristagalli), el Laurel de río (Nectandra falcifolia), el Timbó blanco (Cathormion polyanthum) o el Curupí (Sapium haematospermun), que enriquecen la composición de estos bosques, los cuales presentan también un estrato herbáceo de gran importancia (arbustales de espinillo, chilcas, rama negra, sarandíes, etc.; y pastizales de cortadera, totora, espadaña, carrizo, canutillo y numerosas especies de gramíneas).


Junco Scirpus californicus

En suelos bajos, próximos a los cursos de agua, se hallan pequeños bosques de Espinillo o Aromito (Acacia caven), los que se destacan por la fragancia y el colorido de sus flores.

Texto: ISLAS DE SANTA FE patrimonio de todos los argentinos. Fotos: A- El Sauce criollo (Salix humboldtiana), Uruguay`s wildlife & Natural sanctuaries; B- el Aliso (Tessaria integrifolia), Hernán Tolosa; C- Curupí (Sapium haematospermun), theplantlist.org; D- Ceibo (Erytrhyna cristagalli), Carlos Alvarado-Larroucau; E- Parque Nacional Pre Delta Guía Visual Parques Nacionales de la Argentina.

Fuente: https://www.facebook.com/pages/Aprendelta/380407608693011



También te puede gustar...

El Jardín vertical más grande del mundo.

El Concepto en el diseño de Jardines y Paisajes

Cómo las plantas atraen a los animales.

5 Hierbas aromáticas para cultivar en el interior.

Arquitectura viva.

Muros frescos.

Nuestros bosques nativos



Compartir:




39ms


Login Requerido

Fazer Login para comentar

  




Registrese Gratis
Hablar en Whatsapp +55 32 3217-1501
X

Recibir alertas de las publicaciones del sitio


¿Qué tal mantenerse siempre informado de las novedades del mundo del paisajismo? ¡Informe sus datos para mantenernos en contacto!